Y los Reyes Magos vinieron un año más…

Pues sí, no faltaron a la cita y es que la magia de la noche del 5 de enero no puede faltar. Por la tarde fuimos a ver la cabalgata con el resto de la familia a su paso por el Parque de María Luisa, como venimos haciendo estos últimos años. Allí cogimos caramelos, algún que otro silbato, peluches… lo pasamos muy bien aunque acabamos reventaos. Está comprobado que en la cabalgata disfrutan pequeños y mayores, pero hay mayores que no entienden que los que de verdad tienen que disfrutar son los niños. ¿A qué viene eso de poner los paraguas al revés para coger más caramelos y hartarse de empujar para ser el primero en coger más? Esto va dedicado a esa persona -adulta para más señas- que nos tocó al lado viendo la cabalgata y que si por casualidad leyera esto desde ya le invito que tenga otra actitud para la cabalgata del año que viene, aunque me consta que no es el único que actúa así.

Una vez en casa y cuando ya se iba todo el mundo a dormir suena el timbre. ¿Quién es? Los Reyes Magos, contestan. Abrimos la puerta y le invitamos a entrar. Nos dicen que como hemos sido muy buenos nos merecemos todo lo que hemos pedido, pero que tenemos que acostarnos ya para que cuando nos levantemos por la mañana veamos nuestros regalos. Antes le pregunto a SS.MM. si les importaría hacerse una foto con mis hijas, a lo que acceden gustosamente y aquí está el resultado:

reyes-007-medium

Ya por la mañana pudimos comprobar que era cierto lo que nos decían y, entre otros regalos, dejaron un miniportátil para la pequeña

reyes-027-medium

un televisor-monitor con TDT de 20 pulgadas para la mayor

reyes-026-medium

y un tocadiscos con Radio y CD en caja de madera para mi mujer. Era su ilusión, el poder escuchar sus discos de vinilo de siempre.

reyes-025-medium

También Sus Majestades querían que fuésemos a ver el espectáculo Varekai que El Circo del Sol trae a Sevilla a partir del 29 de enero. Nosotros iremos a la función del 17 de febrero y por ello nos dejaron las 4 entradas correspondientes.

Este año se han portado fenomenal y es que, aparte de esto, nos dejaron más regalos en casas de los abuelos y tíos.

Esperamos portarnos igual de bien este año para que en vuestra próxima visita la noche del 5 de enero de 2010 seáis tan generosos con nosotros como lo habéis sido este año.

____________________________________________________

3 pensamientos en “Y los Reyes Magos vinieron un año más…

  1. Hola, después de leer acabo de recordar una cosilla. Este año no fuí a ver la cabalgata de los Reyes Magos, el año pasado me encontré con muchas personas “adultas” como la que describes. Y la verdad, mi hija se fue con unas amig@s y yo no tenía ganas de ir… (ahora se por que) 🙁 Espero no tener que encontrarme con más mayores de estos.
    Saludos

  2. El Circo del Sol es una experiencia inolvidable, espero que la disfrutéis. Feliz 2009, a portarse tan bien como en el 2008, a ver si los Reyes repiten en calidad.

Deja un comentario